¿Cómo cuidar el aguinaldo?

Newsletter Alumni No. 3, 2013

  • Compartir

En esta época las ofertas están a la orden del día. Esto implica diversos riesgos para los consumidores, como la tentación de gastar, situación muy difícil de vencer si no se está preparado.

Cuando terminan los festejos, si no se tuvo un manejo consciente de los gastos realizados no es de extrañar que enero venga acompañado, además de los buenos propósitos, con una realidad llena de deudas.

Por eso es importante prever y planear gastos, así como realizar el pago de las deudas. Aprender a cuidar el aguinaldo, será de gran utilidad para tus finanzas personales.

Si bien es cierto que el objetivo de esta gratificación puede ayudar a los trabajadores a solventar los gastos y compromisos de la temporada navideña, no es recomendable gastarlo de inmediato.

La mayoría de las personas planifica qué uso dará a su aguinaldo antes de recibirlo, pero muchos consideran que esa suma no será suficiente para cubrir todos sus compromisos. Si no se lleva un control de los gastos, seguramente esta prestación será insuficiente; por lo que, probablemente, en enero sea necesario buscar un préstamo o empeñar algo de valor.

Más que evitar gastar el dinero, lo importante es aprender a utilizarlo con inteligencia; comparar precios antes de decidir qué comprar es una estrategia que permitirá reducir considerablemente los gastos excesivos.

Para preparar un plan de contingencia y aprovechar el aguinaldo lo mejor posible, te recomendamos:

  • Realizar un plan de gastos y apégate a él.
  • Evitar las compras impulsivas, lleva únicamente el dinero necesario.
  • Dale prioridad a lo importante y urgente, de ser posible liquida tus deudas.
  • A partir del presupuesto asignado para el rubro de regalos, elabora una lista estimando cuánto gastar en cada uno, busca artículos de calidad y cómpralos con anticipación.
  • Elige el menú para las cenas de navidad y año nuevo realiza una lista de compras y síguela al pie de la letra, solo adquiere lo necesario.
  • Usa las tarjetas de crédito racionalmente.

Pese a que es una suma representativa, muy poca gente piensa en el ahorro como un destino para su aguinaldo y prefiere gastarlo todo. El hábito del ahorro y la inversión podrá incrementar su tamaño y. por ende, los beneficios que aporte serán mayores.