The better the question. The better the answer. The better the world works. У вас есть вопрос? У нас есть ответ. Решая сложные задачи бизнеса, мы улучшаем мир. У вас є запитання? У нас є відповідь. Вирішуючи складні завдання бізнесу, ми змінюємо світ на краще. Meilleure la question, meilleure la réponse. Pour un monde meilleur. 問題越好。答案越好。商業世界越美好。 问题越好。答案越好。商业世界越美好。

Biotechnology report 2017: Beyond borders

¿Cómo pueden las empresas biotecnológicas mantener el rumbo en momentos de incertidumbre?

En 2016, las compañías aprovecharon para financiarse e invertir en los tratamientos del futuro, pero también se prepararon para su inevitable descenso en la capacidad de acceso a capitales, según el estudio Biotechnology Report 2017 de EY.

La actividad del mercado biotecnológico toca techo en 2015 y cae en 2016

Biotechnology report 2017: Beyond borders

El mercado biotecnológico tocó techo en 2015 y cayó en 2016, un ejercicio marcado por la incertidumbre regulatoria y política que redujo el flujo de capitales desde Asia y en el que hubo menos medicamentos aprobados. La financiación cayó, principalmente por el descenso en el capital captado por salidas a Bolsa, pero el recorte en la valoración de las compañías respecto a los máximos del año anterior hizo que el mercado de transacciones se mantuviera activo gracias a los principales actores del mercado. Esta tendencia se mantiene en 2017, de la mano de un alza en la capitalización de las empresas. Los ingresos del sector crecieron un 7%, hasta los 139.400 millones de dólares, después de dos años de aumentos de dos dígitos, y la inversión en I+D aumentó un 12%, hasta los 45.700 millones. Las principales inversiones parecen centrarse en oncología y en enfermedades raras. En particular, en las terapias inmuno-oncológicas.

¿De dónde viene la incertidumbre?

Acontecimientos como el Brexit no generarán sólo la deslocalización de empresas biotecnológicas hacia otros países europeos, sino que también tendrán implicaciones regulatorias. Por otro lado, la incertidumbre respecto a la reforma sanitaria y fiscal de la Administración Trump, marcará el funcionamiento de las compañías, además de retrasar los ciclos de desarrollo e investigación biotecnológica.

El crecimiento de la industria debe ser global y las compañías deben buscar el mejor equilibrio entre prevención y tratamiento en un entorno marcado por la disrupción tecnológica y la necesidad de crear valor.

Seis cuestiones clave para el sector biotecnológico en 2017

Las biotecnológicas deben mantener el rumbo ante la incertidumbre provocada por los cambios regulatorios y el descenso en el flujo de capitales desde Asia, y este escenario representa una oportunidad estratégica para las empresas europeas y estadounidenses. En lo que respecta a la I+D, la inteligencia artificial y los sistemas de analítica de datos han ganado terreno en la selección de medicamentos y de mercados objetivos, pero las empresas más pequeñas tendrán problemas para adaptarse a este cambio disruptivo.

Ante el escenario actual, EY analiza y detecta las fuentes de inestabilidad global, para las que propone:

Mantener el rumbo

La posible derogación del “Obamacare”, el “Brexit”, la guerra de precios y el posible impacto de la reforma fiscal en Norteamérica han modificado la planificación de la industria tecnológica, hasta el punto de reducir el acceso al capital y la contratación.

Las compañías con más éxito son las que se muestran firmes en sus convicciones, piensan en la generación de valor a largo plazo y adoptan un papel proactivo en la guerra de precios.

Cambiar volúmenes por valor

Las restricciones presupuestarias amenazan con la entrada de medicamentos de coste elevado en el mercado y los compradores encuentran dificultades para justificar el valor de los productos.

La guerra de precios ha llevado a la adopción de modelos comerciales que demuestren la eficacia de los medicamentos, especialmente fuera del segmento cardiovascular y diabético, donde resulta más sencillo medir los resultados.

Las empresas han de liderar consorcios junto a varios stakeholders (fabricantes, compradores, sistemas sanitarios, proveedores de datos…) para cuantificar el valor y poder firmar contratos basados en resultados (OBCs, por sus siglas).

Adoptar la disrupción digital

La industria biofarmacéutica ya conoce los efectos del cambio tecnológico y la digitalización, que son un reto para el sector.

Las empresas tecnológicas, de salud y bienestar y otros actores de fuera del mercado están entrando en el terreno de la biofarmacéutica, ya que la explosión de la analítica de datos, junto a la inteligencia artificial, les ha situado en una situación privilegiada en cuanto a conocimiento de las necesidades de los pacientes.

El estudio de EY prevé fusiones y adquisiciones entre compañías por esta razón.

El retorno de la inversión en I+D

Los costes de la I+D en biofarmacéutica son insostenibles y la presión sobre los precios de los medicamentos de mayor éxito supone una amenaza para los resultados de las empresas, por los menores ingresos.

Desarrollar un medicamento (fases de descubrimiento, desarrollo, prueba, regulación y post-aprobación) tiene un coste medio de entre 1.000 y 2.500 millones de dólares, por lo que el ROI (ratio de retorno de la inversión) ha decrecido significativamente.

Explotar las diferentes opciones

El mercado de fusiones y adquisiciones (M&A) está activo, con pequeñas empresas buscando integrarse en algunas de las grandes; por otro lado, las biotecnológicas deben maximizar sus opciones estratégicas para potenciar la creación de valor.

Además, existe buena disponibilidad de capital para realizar las transacciones.

Equilibrar la esperanza y la calidad de vida

Las personas viven más años, pero no necesariamente mejor. El aumento de enfermedades como el alzhéimer, las dolencias cardiovasculares, la diabetes o la artritis ósea revela que el envejecimiento es un periodo de declive, no una oportunidad.

Los esfuerzos en el estudio del genoma humano y el desarrollo de tratamientos preventivos y predictivos, junto con la analítica de datos, deben ser una prioridad para las biotecnológicas.

Hemos pasado de una ciencia clínica respaldada por datos a una ciencia prácticamente controlada por el análisis de esos mismos datos, lo que añade complejidad al entorno. La innovación tecnológica es un reto importante para la creación de valor de los productos, con presión de precios y alianzas con compañías digitales. La elección de los socios estratégicos adecuados es la clave para sobrevivir en el mercado.

Contacto

Síguenos

Permanece en contacto con nosotros a través de nuestros perfiles en redes sociales, alertas electrónicas o webcasts.