Tendencias del sector de la manufactura avanzada

Por Javier Bontigui, Socio de Transacciones de EY

  • Compartir

Publicada en El Correo, el 13 de octubre de 2019

Las compañías del sector de manufacturas avanzadas de todo el mundo están adelantando previsiones diferentes de crecimiento para esta segunda mitad de 2019, dependiendo de los diferentes subsectores. Así como las compañías de defensa y aeroespacial ofrecen buenas perspectivas por el incremento en gasto de defensa de los gobiernos y el incremento en la demanda aeroespacial, las compañías de productos industriales y químicos son más prudentes y ven crecimientos dispares en mercados finales clave como el de automoción y electrónica. Con estas perspectivas, el compromiso de la inversión en innovación se está volviendo crítico para poder mantener productos y servicios competitivos en todo tipo de condiciones de mercado.

En este sentido, considero que hay diez temas principales que merece la pena destacar:

Desarrollo de los mercados finales. Así como el mercado de automoción da signos de debilidad, el mercado aeroespacial y de defensa se está beneficiando del incremento de gasto por parte de los gobiernos en EE.UU. y Europa. La demanda de semiconductores se resiente de la menor actividad en China y Corea, mientras que el negocio de extracción y refino de oil&gas está en fase de crecimiento.

Proyectos clave. Se han firmado nuevos contratos de aviones militares, programas de defensa y armamento en EE.UU. y Oriente Medio. Por su parte, las compañías químicas están invirtiendo en eficiencia mejorando las plantas e introduciendo nuevos ERP.

Mercados geográficos. En China, las compañías manufactureras del sector automoción y electrónico están reportando menor actividad mientras la demanda se mantiene fuerte en construcción, infraestructuras y defensa. En Europa Occidental, la demanda de productos químicos sigue débil por la atonía del mercado del automóvil y la sequía que afecta a los productos agroquímicos. En América del Norte, el optimismo viene del sector aeroespacial y defensa, especialmente por el incremento de gasto público. Por la parte de Latinoamérica, tanto Brasil como Méjico están dando signos de crecimiento más fuerte, si bien persisten los riesgos asociados a la débil moneda en Brasil.

Innovación y nuevos productos y servicios. Las compañías están realizando elevadas inversiones en tecnologías digitales, R&D y productos innovadores, tanto en el sector de los productos industriales como en el aeroespacial y defensa. Las tecnologías digitales están mejorando la eficiencia y la seguridad en procesos industriales contribuyendo a la mejora en los costes.

Gestión del cash-flow y fondo de maniobra. Las compañías están centradas en la mejora del cash-flow como resultado de mejoras en la productividad y control de costes. La gestión del cobro de clientes y el de inventarios han ganado protagonismo reciente, especialmente para los sectores aeroespacial y defensa, así como en algunas compañías industriales.

Iniciativas financieras. Muchas compañías están recomprando acciones aprovechando caídas ocasionales en las cotizaciones mientras que otros optan por incrementar los dividendos. Las inversiones en capital fijo están creciendo en todos los sectores para poder lanzar nuevos productos y servicios, y mejorar las instalaciones.

Cambios en las previsiones financieras. Mientras que las previsiones de crecimiento de ingresos para compañías del sector aeroespacial y defensa son bastante optimistas, algunas compañías químicas y de productos industriales las están rebajando por la incertidumbre macroeconómica y la menor demanda en mercados clave como el automóvil. Se espera que los márgenes mejoren como resultado de los programas de reducción de costes, pero éstos pueden ser menores de lo previsto si el crecimiento de los ingresos se ralentiza.

Reducción de costes. La mayoría de las compañías están centradas en el control de costes. Los principales focos son los gastos de estructura, la venta de negocios non-core, la mejoría de la productividad de planta y la optimización de la cadena de suministro. La automatización y digitalización también están contribuyendo a dicha reducción.

Cambios en las tasas de producción. Así como las compañías de aeroespacial y defensa están incrementando su producción por el aumento de demanda de aeronaves más estrechas y nuevos equipamientos de defensa, algunas compañías químicas y de productos industriales están reduciendo capacidad por la caída de la demanda en automoción y electrónica.

Entorno geopolítico. Las principales compañías están preocupadas ante los efectos del conflicto comercial entre EE.UU. y China sobre los inversores y el entorno macroeconómico. En previsión del Brexit, los fabricantes están manteniendo altos niveles de inventarios en Reino Unido para evitar problemas de escasez de suministro y retrasos en las entregas. Incluso hay compañías que están cambiando sus certificaciones de productos de Reino Unido a la Unión Europea para evitar problemas futuros.

Sobre el autor

EY - Javier Bontigui   Javier Bontigui

Socio de Transacciones de EY
+34 944 872 914