6 minutos de lectura 7 sep 2017
ey-portada-maximizando-valor-portafolios-proyectos-2016

Maximizando el valor del portafolio de proyectos

Autores

Jorge Acosta

Advisory Partner Leader, EY Perú

Líder de Asesoría de Negocios y Consultoría de EY Perú, experto en mejora de desempeño y gestión empresarial con más de 20 años de experiencia atendiendo a clientes de diversas industrias.

Renato Urdaneta

Advisory Partner, EY Perú

Líder de la práctica de Riesgos y Auditoría Interna en Consultoría. Tiene sólidas habilidades de gestión de proyectos y riesgos, para identificar e implementar soluciones innovadoras.

Fabiola Juscamaita

Advisory Associate Partner, EY Perú

Experta en auditoría interna, gestión de riesgos, control interno, adopción de la norma Sarbanes-Oxley (SOX), gestión de cumplimiento, gestión de continuidad de negocios y mejora de procesos.

6 minutos de lectura 7 sep 2017

Perspectivas sobre Gobierno, Riesgo y Cumplimiento

En un entorno de creciente competencia y velocidad, las organizaciones necesitan mejorar continuamente sus prácticas de gestión de riesgos, construyendo una base sólida de protección, focalizada en los factores de riesgo que impactan en la toma de decisiones estratégicas. La ejecución de proyectos de alta complejidad continúa siendo un desafío para las empresas, pese a los grandes avances en técnicas de gestión de proyectos y de portafolios de programas y proyectos, ya que el nivel de mejora no ha ido de la mano con el incremento de la complejidad de éstos. El reto de descubrir el verdadero potencial de las inversiones en portafolios y proyectos, a través de una apropiada gestión de riesgos, tiene impacto directo en el éxito del negocio y mejora su competitividad en el mercado.

Muchas organizaciones continúan utilizando programas de gestión de riesgos muy sencillos que no los protegen de los riesgos que enfrentan hoy en día. Para un gran número de organizaciones globales, la gestión de riesgos sigue siendo concebida únicamente como un ejercicio de cumplimiento para educar al directorio y al comité de auditoría. Como resultado, no se llegan a reportar las vulnerabilidades críticas ni a tener una visibilidad real de las operaciones del negocio.

Si bien la supervisión y el cumplimiento contribuyen a que una empresa sea saludable, existen beneficios adicionales al relacionar la gestión de riesgos con los indicadores de creación de valor de las empresas, tales como: los estados de ganancias y pérdidas o el flujo de efectivo. Otro gran beneficio resulta al integrar la gestión de riesgos a los procesos de las empresas, en lugar de simplemente gestionarlos como una actividad aislada.

Un cambio de paradigmas sobre la gestión de riesgos está empezando, lo cual se resume en cómo la gestión de riesgos debe estar: (i) vinculada a un mundo cada vez más complejo en el que operan las compañías; (ii) basada en el conocimiento que la incertidumbre está presente e impacta en todo lo que hacemos; y (iii) focalizada, tanto en el aprovechamiento de las oportunidades, como en la protección del negocio.

En resumen, las empresas se están moviendo hacia un enfoque orientado a la mejora del desempeño a través de la gestión de riesgos, como parte intrínseca de los procesos de negocio. Esto se denomina “Risk-Enabled Performance Management” (REPM, por sus siglas en inglés). REPM consiste en crear valor de una manera más tangible. Conduce a realizar un análisis más robusto de las decisiones de inversión, orientado a la mejora de resultados en las inversiones de capital, así como en la identificación de oportunidades para reducir la incertidumbre y mejorar los resultados económicos. Al evolucionar hacia una organización apalancada en la gestión de riesgos, las compañías pueden concentrarse en la gestión de la incertidumbre de manera holística, en vez de identificar y medir los riesgos de manera individual. 

REPM - Vinculación entre el desempeño del negocio y la creación de valor

Foreign direct investment in USD millions

A fin de valorar el nuevo paradigma de la gestión de riesgos, es necesario enfocarse en el problema real: la incertidumbre. Sin importar qué aspecto del negocio se analice (estratégico, financiero u operacional), se mantiene un entorno de incertidumbre que impacta los resultados finales; entorno que comprende posibles eventos positivos o negativos.

La incertidumbre se torna en un riesgo cuando se mide en relación a los intereses de la compañía; es decir, respecto del apetito al riesgo y a las variables que afectan los resultados. 

Por ello, la gran pregunta para las compañías es: ¿cuánto vale entender y reducir la incertidumbre en sus negocios?, o dicho de otra manera ¿qué pasaría si es que se pudiera incrementar la predictibilidad de los resultados?; y más importante aún ¿cuánto beneficio se podría capturar de la incertidumbre?

Éste es el nuevo paradigma que implica dejar atrás el status quo; es decir, realizar la transición de una gestión de riesgos enfocada en la información y en el cumplimiento, hacia una vinculación directa con el desempeño, basado en el aprovechamiento de la incertidumbre.

Resumen

Libro preparado para el Congreso Nacional de Auditoría Interna 2016 donde mostramos cómo minimizar los riesgos a través de un portafolio diverso de proyectos

Acerca de este artículo

Autores

Jorge Acosta

Advisory Partner Leader, EY Perú

Líder de Asesoría de Negocios y Consultoría de EY Perú, experto en mejora de desempeño y gestión empresarial con más de 20 años de experiencia atendiendo a clientes de diversas industrias.

Renato Urdaneta

Advisory Partner, EY Perú

Líder de la práctica de Riesgos y Auditoría Interna en Consultoría. Tiene sólidas habilidades de gestión de proyectos y riesgos, para identificar e implementar soluciones innovadoras.

Fabiola Juscamaita

Advisory Associate Partner, EY Perú

Experta en auditoría interna, gestión de riesgos, control interno, adopción de la norma Sarbanes-Oxley (SOX), gestión de cumplimiento, gestión de continuidad de negocios y mejora de procesos.