5 minutos de lectura 16 nov 2018
Business people in business meeting

La reforma tributaria: las tareas pendientes

Por

EY Perú

Organización multidisciplinaria de servicios profesionales

5 minutos de lectura 16 nov 2018
Temas relacionados Contabilidad tributaria

Ahora, entre las normas que sí fueron publicadas, destacan aquellas que incorporan disposiciones vinculadas con las facultades para la Administración Tributaria (es decir, las reglas sobre la norma XVI del Título Preliminar del Código Tributario contra la elusión fiscal), así como otras disposiciones relacionadas con la determinación de tributos, especialmente el impuesto a la renta.

En lo que respecta a la aplicación de la norma XVI, la nueva regulación ha incluido una garantía para los contribuyentes con respecto a esta facultad de la Sunat, como es la existencia de un Comité Revisor que deberá emitir una opinión favorable en los casos que la Administración Tributaria estime que exista un supuesto de este tipo.

Dado que aún se encuentra pendiente la emisión de normas relativas a las acciones de este comité, es importante que se defina claramente a qué operaciones alcanzará (los montos) y si se podrán establecer criterios de publicidad de los fallos, entre otros asuntos.

Ocurre que existen diversos temas sobre la aplicación de esta norma que requieren una regulación más clara para evitar excesos, sobre todo al incluirse la posibilidad de afectar los patrimonios de personas naturales (representantes) por las observaciones al amparo de la norma XVI, así como nuevas obligaciones y responsabilidades para los directorios de las empresas.

¿Qué es según la Sunat, por ejemplo, una planificación fiscal que deba ser reportada? ¿Se aceptará una debida diligencia de los representantes para eximirlos de responsabilidad solidaria? ¿Por qué se presume un dolo de los representantes legales por aplicación de una interpretación derivada de la norma XVI? ¿Por qué se obliga al directorio a ratificar actos anteriores a su gestión? Todo esto resulta altamente relevante si partimos de la premisa –ya discutida ampliamente luego de su dación- que la norma XVI es muy amplia e incluso ambigua en sus alcances. Contar son una mayor regulación de fondo sobre este tema constituye una real garantía para el contribuyente.

Por otra parte, se han incorporado finalmente reglas que limitan la deducibilidad de los gastos por intereses de préstamos provenientes de empresas vinculadas y terceros. Si bien se han establecido excepciones en su aplicación (para bancos y aseguradoras, empresas que suscriben acuerdos de asociación publica privada para el desarrollo de infraestructura, deuda obtenida por emisiones de valores en el mercado local), queda la duda si era realmente necesario establecer una regla de esta naturaleza en nuestro país. Asimismo, si se ha considerado que los límites de deducibilidad aplicables desde el 1 de enero de 2021 a los financiamientos (30% del EBITDA) pueden afectar seriamente aquellos casos de sectores con volatilidad en sus resultados o con alto apalancamiento.

Aun cuando se nos quedan otros temas relevantes por comentar, como la ausencia de reglas de transición para la aplicación del nuevo criterio de devengo de ingresos y gastos del impuesto a la renta, esperamos que la reglamentación de las normas publicadas y los pronunciamientos de la Administración Tributaria permitan complementarlas adecuadamente, y así evitar que la reforma fiscal complejice más nuestro sistema tributario y genere una mayor impredecibilidad para los contribuyentes.

Resumen

¿Qué es según la Sunat, por ejemplo, una planificación fiscal que deba ser reportada? ¿Se aceptará una debida diligencia de los representantes para eximirlos de responsabilidad solidaria?

Acerca de este artículo

Por

EY Perú

Organización multidisciplinaria de servicios profesionales

Temas relacionados Contabilidad tributaria