Family Office para empresas familiares: beneficios de su implementación y planificación estratégica

  • Compartir

Por el Cr.Martin Villarmarzo, Executive Director de Assurance, EY Uruguay

¿Por qué establecer un Family Office?

Establecer una plataforma Family Office (estructura dedicada a centralizar y gestionar íntegramente un patrimonio familiar) puede ser beneficioso para las empresas familiares, en particular para asegurar transiciones exitosas con futuras generaciones, reduciendo posibles disputas familiares.

A continuación se detallan las principales ventajas de este tipo de estructura:

  • Privacidad y confidencialidad: el Family Office (FO) maneja la totalidad de la información de los negocios familiares, cubriendo el portafolio completo de inversiones e información personal de las personas físicas.
  • Estructura gerencial y gobierno corporativo: el FO asegura un manejo adecuado de los negocios, afirmando la transparencia hacia dentro de la familia, evitando posibles conflictos. También, asegura la confidencialidad de la información al manejarse el total de los negocios en una sola estructura.
  • Intereses alineados: el FO evita la existencia de múltiple asesores para la familia, asegurando un mejor alineamiento de los diferentes aspectos que inciden en los negocios.
  • Retornos más beneficiosos: el FO ofrece mayores posibilidades de maximizar los beneficios y asumir menores riesgos, al centralizar los negocios y profesionalizar la gestión de los mismos.
  • Diferenciación de los negocios familiares respecto a patrimonios personales: el FO permite una clara separación entre estos dos conceptos.
  • Gestión de riesgos: el FO unifica esta gestión, permitiendo una toma de decisiones más efectiva y alineada con los objetivos de la familia.
  • Centralización: el FO permite centralizar otros aspectos relacionados con los negocios, como puede ser el planteamiento y cumplimiento fiscal, filantropía, entre otros.

Planificación estratégica

Si la familia decide establecer el Family Office, los puntos a seguir son los siguientes:

  • Creación de un plan de negocios:
    • El mismo debe estar alineado con la visión de negocios que tenga la familia. Debe describir porqué se está creando el FO, a quiénes va a servir y cómo se espera que evolucione en el largo plazo.
    • Estructura del FO: relacionado básicamente con la estrategia fiscal que desee adoptar la familia. Definición del gobierno corporativo, descripción de los servicios que ofrecerá a la familia, del personal que gestionará el mismo, la estructura tecnológica que dará soporte a las actividades a desarrollar, definición de su presupuesto y forma de financiamiento.
  • Planificación anual:
    • Relacionado con la evaluación de las actividades de cada ejercicio económico, metas a definir para el ejercicio siguiente, y el plan para alcanzar dichas metas. Implica reflexión sobre su desempeño, feedback de la familia sobre el funcionamiento del FO, reevaluación de riesgos y de la estructura, así como de su presupuesto anual.
  • Planificación a largo plazo:
    • Relacionado con la preparación de futuras transiciones dentro de la familia, la visión de las diferentes generaciones en cuanto al tipo de negocios a desarrollar, riesgos a asumir, estructuras y estrategias a implementar, entre otros.
  • Reclutamiento, desarrollo e incentivo del personal que gestiona el FO:
    • En la medida que la familia no dispone de una estructura de RRHH para este aspecto, las decisiones dependen básicamente de la propia familia y de sus asesores de confianza. Por lo general es necesario un asesoramiento para las familias en la definición del proceso de reclutamiento, de paquetes de incentivos y para desarrollar una relación de largo plazo con el personal.

Publicado en el Diario El Observador y en la versión digital de este medio: Observador on line, el 6 de abril de 2018.